Bailarina venezolana alcanza segundo lugar en certamen internacional “Ballet Beyond Borders

Pedro J Torres BBB

“Margarita es una lágrima que un querubín derramó, y al caer en hondo piélago en perla se convirtió”, escribió el maestro Inocente Carreño. Margarita es la isla de las perlas, y ha dado una hermosa perla al ballet mundial en la persona de la joven bailarina venezolana Fabiana Piñero, integrante del Ballet de la Mar, de Margarita, estado Nueva Esparta, Venezuela, quien acaba de obtener la segunda presea en la competencia internacional “Ballet Beyond Borders”, la cual tuvo lugar del 9 al 13 del reciente enero, en la ciudad de Missoula, Montana, Estados Unidos, informa la Fundación Torres-Picón y su directivo y vocero Pedro J. Torres.

Ya el año pasado Fabiana había ganado la medalla de Plata en la división A, y una beca, en la novena edición del Grand Prix de la competencia “Danza Activa”, en Panamá, y fue gracias a esa beca que la joven pudo asistir a la competencia en Montana, según comunicó la maestra Martha Ildiko, directora del Ballet de la Mar.

Con un gesto que habla muy bien de su sentido de justicia, amplitud y acercamiento, la directiva del concurso decidió incluir en la competencia a bailarines provenientes de países que atraviesan situaciones difíciles o comprometidas, como problemas políticos, económicos y desastres naturales; con tal propósito abrió un capítulo especial para permitir la inscripción de estos artistas mediante el envío de un video. Así, bailarines de todo el mundo tuvieron la oportunidad de participar en este especial evento, en el cual Fabiana Piñero presentó una interpretación de la variación Noches de Walpurgis, del V acto de la famosa ópera “Fausto” de Gounod, basada en el texto original del escritor alemán Johann Wolfgang von Goethe.Fabiana Piñero, integrante del Ballet de la Mar, alcanzó el 2do lugar en la competencia internacional “Ballet Beyond Borders” celebrada del 9 al 13 de enero del 2018, en Missoula, Montana (1)

La responsabilidad de evaluar la actuación de los participantes recayó en la celebérrima y emblemática bailarina Michaela de Prince, una joven nacida en Sierra Leona, en medio de la guerra, que se sobrepuso a la adversidad y se convirtió en una extraordinaria estrella del ballet. De Prince, luego de evaluar la participación de la joven margariteña, expresó: “Me gustaría darle a Fabiana Piñero el segundo lugar. Tan pronto como salió al escenario, captó mi total atención. Su técnica y arte fueron maravillosos. Realmente jugó con música y parecía estarla pasando de maravilla. Fue una gran oportunidad para ella mostrar lo que tiene para ofrecer. Espero verla crecer. Felicitaciones”.

El presidente de la Fundación Torres-Picón, se sumó a las felicitaciones, y destacó el buen desempeño de la novel bailarina venezolana. Asimismo indicó Pedro J. Torres que, demostraba calidad humana la decisión de la directiva del concurso, al incluirse en la competencia a bailarines provenientes de países que atraviesan situaciones difíciles.

Video de la presentación de Fabiana Piñero:

 

GF/FTP

Dos compañías de danza se unen a través del mar para homenajear a Horacio Quiroga en Montevideo

Pedro J Torres Horacio en Montevideo

Este año se cumple un siglo de la obra Cuentos de amor de locura y de muerte, del brillante escritor uruguayo Horacio Quiroga, nacido en Salto en 1878 y fallecido en Buenos Aires en 1937; en ocasión de tan importante fecha un grupo de bailarines españoles y uruguayos se unieron para rendir homenaje al insigne escritor, a través de la escenificación de los dieciocho cuentos que componen la obra, en un espectáculo de danza contemporánea. Esta nota informativa es compartida por la Fundación Torres-Picón, en su tarea de difundir las artes y la cultura, en especial la danza y la música.

Este espectáculo iberoamericano tuvo lugar los días 21 y 22 de noviembre en el Teatro Solís de Montevideo y fue protagonizado por el grupo Danza Martín Inthamoussú, de Uruguay, y el grupo Provisional Danza, de España.

En la dirección de este grupo combinado estuvo la coreógrafa española Carmen Werner, ganadora del Premio Nacional de Danza 2007, para quien presentar este espectáculo en la patria del escritor fue todo un reto. “En Uruguay la palabra Quiroga es mucho”, expresó.

Señaló que para este montaje no quiso profundizar en detalles exactos o descriptivos, sino reflejar en forma integral la atmósfera oscura, depresiva y rara de Quiroga. “Lo que he hecho ha sido un compendio, hay algunos detalles que son más descriptivos, pero realmente es un genérico, es un general lo que se respira, se respira el ambiente de Quiroga”, manifestó.

Explicó que, siendo ésta una coproducción española-uruguaya, cada compañía ensayaba el montaje en su país, y se comunicaban a través de llamadas, fotos y grabaciones. “Le mandaba videos de información desde España a Martín Inthamoussú y ellos lo ensayaban aquí en Uruguay”.

Por su parte, para la bailarina uruguaya Andrea Salazar, este sistema de ensayos e instrucciones por video y a través del correo fue extraño al principio, pero el sistema funcionó y dio buenos resultados. Salazar fue la encargada de interpretar en escena uno de los cuentos más famosos de Quiroga, El Almohadón de Plumas, un desconcertante relato en el que una mujer muere desangrada por un enorme parásito que vive en su almohadón.

Indicó que ésta fue la segunda oportunidad en que interpretó este cuento en danza, ya que a principios de noviembre, ella y su compañero Gonzalo Decuadro viajaron a España para el estreno de la obra, el cual fue realizado en Madrid.

“La pieza gustó mucho”, comentó, y explicó que la medida que indica a los bailarines cuándo y cuánto es exitosa una pieza es el número de veces que los artistas salen a saludar al público, una vez que ha sido bajado el telón.

Así como Salazar u Decuadro viajaron a España a principios de mes para el estreno de Amor, locura y muerte en Madrid, para su presentación en Montevideo correspondió el turno de cruzar el Atlántico a los artistas españoles Taiana Chorot y Cristian López.

En nuestro continente americano, la música y las bellas artes en general cada día involucran a más personas, y aumentan las coincidencias y colaboraciones con países europeos, eso redunda en beneficio de la cultura y merece tanto estímulo como reconocimiento, pues es una manera de proyectar y atesorar creaciones formidables, puntualizó Pedro J. Torres, portavoz y presidente de la Fundación Torres-Picón.

GF/FTP